1 – ¿QUÉ ES EL TAROT?

El Tarot no es una ciencia, es un Arte

En una tirada de Tarot lo único que podemos hacer los Cartomantes es “traducir las cartas” para la persona que hace la consulta. No se trata de interpretarlas o de inventarse respuestas. Sólo traducirlas, leerlas lo más fielmente posible para que la persona que tenemos en frente se sienta que no le hemos engañado o estafado. De hecho, no es necesario inventarse nada si se hace bien, eso os lo aseguro. Las cartas del Tarot tienen suficientes mensajes en sí mismas como para necesitar añadir nada más.

Cuando hablamos de Tarot, a casi todo el mundo le ocurre lo mismo. Pocas veces habrá alguien que abiertamente comente que le gusta, o lo utiliza, o va a la consulta de un cartomante para consultar sobre sus dudas o su destino. A otras personas les da incluso miedo enfrentarse a una tirada de Tarot… jamás reconocerán que quieran probarlo o que ya lo hayan probado en alguna ocasión.

¿Por qué la gente va a que le Lean las Cartas de Tarot?

La realidad es que a todos nos apetece hablar de nosotros mismos (no nos engañemos), y por encima de todo “que nos hablen de nosotros”, ésto sólo ocurre en tres sitios que yo sepa:

#El primero lugar en misa con un cura; después de la confesión nos comentará y relatará lo que tenga a bien en base a nuestras cuitas y “pecados”, por lo que seguramente será recriminatorio y lo que es peor, “acusatorio”.

#En segundo término, la consulta de un sicólogo o un siquiatra (tanto monta…); lo genial que tiene ésta opción de desahogo, es que no nos recriminarán nuestros actos y cuando hemos acabado de hablar con ese personaje mudo y cabizbajo, se limitará a expresar cómo y cuándo tomar la medicación apropiada para “corregir” los desarreglos “químicos” que han provocado la angustia, preocupación y noches en vela que nos han llevado a su diván. Además, no nos olvidemos de que nos cobrará mucho más de lo que cabría esperar dado que sólo nos “enchufa” medicamentos y no nos dará una pauta para salir del agujero o conseguir los objetivos que nos hayamos marcado en la vida.

#El tercer lugar donde podremos expresarnos sin cortapisas será en la consulta de un cartomante. Si es serio (o seria), la consulta también lo será y no sólo nos sentiremos más relajados sino que, además, no nos atiborrarán de productos químicos que nos fastidiarán sin duda alguna otra parte del organismo.

Publicado en Escuela de Tarot y etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *